Afectaciones en la industria automotriz y en materia turística generará el coronavirus a la economía de Aguascalientes, reconoce el Colegio de Economistas del Estado, al recortar de 2.2 a 1.8% la previsión de crecimiento económico para la entidad, derivado de esta pandemia, señaló su presidente Jael Pérez Sánchez.
En entrevista con El Heraldo, el especialista señaló que el coronavirus ya está afectando a la economía del mundo, por lo que de prolongarse la pandemia por dos o tres meses más, habrá afectaciones de manera directa para Aguascalientes en cuanto a la cadena de proveedores de la industria automotriz, por lo que Nissan seguramente por demanda, frenará la producción de vehículos, pero también debido a faltantes en la cadena de suministros, como ya le está ocurriendo a otras marcas.
Adicionalmente, dijo que México y Aguascalientes también pudieran verse afectados en materia comercial y turística, ante una disminución de la actividad, sobre todo en el flujo de turistas que vienen del extranjero, principalmente de Europa y Estados Unidos a disfrutar de las playas del Caribe como Cancún o la Riviera Maya. “Se va a ver disminuida de manera importante en este periodo vacacional que venga, en la época de primavera. Entonces de esa forma puede estarse afectando la economía de nuestro país”.
Derivado de este escenario global, el presidente del Colegio de Economistas del Estado recortó sus estimaciones de crecimiento económico para México y Aguascalientes durante este año 2020, afirmando que para el país se estaría creciendo al 0.3% y para la entidad sería de 1.8%. “En Aguascalientes, dependemos totalmente del sector automotriz y de cómo le vaya a Nissan Mexicana, y ante una situación de ese tipo en que hay problemas en la cadena de suministros, donde Estados Unidos está cerrando sus fronteras y sus niveles de importación de vehículos de todas las marcas van a disminuir, en Aguascalientes estaríamos teniendo afectaciones en el PIB de este año”.
Por lo anterior, dijo que el Colegio de Economistas recomienda a la autoridad estatal ver los diferentes escenarios y buscar una política de acuerdo con las empresas para no afectar el empleo. “Básicamente hacer acuerdos con las empresas y establecer compromisos, donde éstas no vayan a tomar decisiones y empiecen a despedir personal, ante escenarios difíciles en función de cómo pueda evolucionar esta pandemia”.