Aurelio Coronado Mares, presidente del Colegio de Psicólogos, sostuvo que en la práctica resulta necesario perfeccionar la aplicación de protocolos de actuación de peritos forenses en delitos como el feminicidio, pues en la integración de las carpetas de investigación hay muchos elementos que se deben contemplar, pero que desafortunadamente pasan por alto, lo cual complica las indagatorias por falta de pruebas.
Comentó que el cuerpo colegiado que representa, en conjunto con diversas asociaciones civiles, están haciendo hincapié en este tipo de temas, pues consideran que para reducir los niveles de impunidad ante este tipo de crímenes, es necesario una mejor actuación por parte de elementos de la Fiscalía Estatal durante los peritajes iniciales.
Aurelio Coronado apuntó que una mejora en el desempeño de este órgano, radica en establecer de manera clara y precisa los elementos encontrados en la escena del crimen, pues en caso contrario se pueden omitir indicios que resulten indispensables para determinar las motivaciones asociadas al agresor.
Afirmó que debido a lo delicado de algunos casos, la psicología es una herramienta clave, pues el hecho de conocer bien el historial y perfil psicológico de la víctima puede arrojar pistas fundamentales, como la relación que sostuvo con su agresor -en el caso de los feminicidios-, lo cual permitiría conocer también alguna evidencia vinculatoria.
Finalmente, el presidente del Colegio de Psicólogos destacó que desafortunadamente, una correcta integración de las carpetas de investigación es una labor complicada debido a que entre los peritos existen muchos estereotipos, situación que puede observarse en la formas como tratan a las víctimas, pues en algunas ocasiones incurren en conductas francamente misóginas; añadió que también las filtraciones sobre las averiguaciones a los medios de comunicación generan este tipo de problemas.

¡Participa con tu opinión!