Lorena Corpus
Agencia Reforma

MONTERREY, N.L.- Con la maleta ya casi lista, una producción visual nueva y bien ajuareados, pues estrenarán vestuario ese día, Los Ángeles Azules están listos para hacer bailar cumbia al prestigioso festival Coachella en Indio, California.
Sólo faltan unos días para que emprendan su viaje a Estados Unidos, donde darán su show el 13 de abril en cuyo line-up hay figuras de la de la industria estadounidenses como Beyoncé y Eminem, además del canadiense The Weeknd.
“La emoción y todo esto que se está formado alrededor de la agrupación, porque hay público de México que nos dice a través de redes: ‘ahí nos vemos doctor’, ‘ahí nos vemos hermanos Mejía’, entonces nosotros tenemos muchos ánimos de preparar las mejores canciones”, afirmó Elías Mejía Avante.
“También estamos preparando todo lo que vamos a estrenar en Coachella, todo lo digital que se proyecta en las pantallas, otro tipo de secuencias que vamos a estar manejando ahí”, agregó el líder y fundador de la agrupación.
En esta entrevista telefónica, el integrante de este grupo de cumbia romántica aseguró que va a ser muy emocionante lo que van a vivir el próximo viernes.
“No vamos a estrenar música, vamos con los éxitos que nos caracterizan, porque apenas estamos haciendo un nuevo disco”, afirmó.
Su intervención en el festival está programada para tener una duración de 40 minutos a una hora.
¿Creen que el público les pedirá otra?
“Sí”, respondió Mejía Avante convencido de que así sucederá.
El pasado 5 de abril Los Ángeles Azules, una agrupación que surge “de Iztapalapa para el Mundo”, cumplieron 37 años en el escenario, así que están de manteles largos.
“Si tú subes a un escenario, cualquier escenario es difícil”, respondió el músico a la pregunta de si Coachella es el reto más fuerte que han enfrentado hasta el momento.
“Si vas a un lugar llámese Guatemala, Ciudad de México, Sinaloa o Coachella, cualquier escenario es complicado, difícil, tienes que poner tu estilo, ganas y deseo de participar para que la gente acepte y baile todos los éxitos de Los Ángeles Azules”.
Mejía Avenate dejó claro que este festival no representa el reto más grande que han tenido, pero sí será un escenario importante porque enfrentarán a un público diferente.
“Acuérdate que el nervio hace sorprender a toda la gente, porque ya cuando estás arriba del escenario, la adrenalina sale por todos lados”, expresó el artista.
“La música nuestra es cumbia romántica, música para enamorar, esperamos que toda la gente que va a ir a vernos, de diferentes partes de Estados Unidos y también de México, baile con nuestras canciones”.
Lo que también estrenarán será el vestuario con el que se presentarán ante miles de personas que llegarán de diversas partes del mundo a Indio, California, para vivir Coachella 2018.
“Vamos a ir muy bonitos, muy guapos, ya está el vestuario listo”, agregó.