Grandes civilizaciones han colocado entre sus deidades principales a aquellas que se identificaban con la cultura, como Quetzalcóatl en el México prehispánico, y Palas Atenea entre los griegos, el equivalente de Minerva para los romanos, la diosa de la paz, la justicia y la sabiduría. Sería deseable que México reenfocara su atención en estos valores.

Con estilo neoclásico
Durante su esplendor, el Imperio Austrohúngaro decidió la renovación urbanística de Viena, su capital, acorde a dicha grandeza. Para ello, se trazó la Ringstrasse donde el arquitecto Theophil Hansen levantó, entre 1874 y 1883, un nuevo parlamento que emula a los edificios griegos; ese esfuerzo neoclásico requirió de mármol blanco y esculturas encabezadas por Atenea. El conjunto sigue siendo uno de los monumentos más admirados por quienes visitan la capital austriaca.

Notable Guadalajara
Agustín Yáñez, notable jalisciense y reconocido intelectual mexicano, soñó y pugnó por el mejor de los destinos para Guadalajara con base en la ciencia, la cultura y la educación. Promovió una gran fuente con la figura de Minerva; encargó la obra al arquitecto Julio de la Peña, ubicándola en una confluencia de caminos.
En el pedestal de la escultura de 8 metros se inscribieron los nombres de 18 tapatíos notables, que han contribuido al avance de la ciudad como educadores, historiadores, arquitectos, escritores, pintores o médicos.

Alma Mater habanera
Un escultor checo radicado en La Habana, Mario Korbel, fue encargado de esculpir a Palas Atenea en la gran escalinata de la Universidad de La Habana. La diosa tiene los brazos abiertos para dar la bienvenida a los estudiantes y a la superación académica.
El autor, buscando a la modelo adecuada, supo de tres hermanas famosas por su belleza, las Villalón, que bien pudieron inspirar el danzón “Tres lindas Cubanas”; se decidió por Feliciana, mejor conocida como Chana, y la inmortalizó desde 1928.

En la era digital
El Rijksmuseum es uno de los principales atractivos de Ámsterdam; este museo tiene una colección que reúne un millón de objetos de gran valor artístico e histórico y que atraen a 2.5 millones de visitantes al año.
Fundado en 1800, el recinto se ha puesto a la vanguardia, tanto por su posición de “nuestro arte pertenece al mundo” como por el uso de nuevas tecnologías que permiten, a quien lo desee, crear su propio estudio y acceder a 250 mil imágenes de alta calidad para ser vistas a detalle y disponer de ellas.
¿Un ejemplo? Solicité imágenes de Atenea y me refirieron a 3 mil 024 obras, de las cuales comparto ésta donde Minerva muestra la relación entre la pintura y las disciplinas científicas.