Luego de estar abajo en el marcador desde el minuto 5, Croacia llevó el partido una vez más a tiempos extra para después vencer 2-1 a Inglaterra, clasificando por primera vez en la historia a una final de Copa del Mundo en sus 20 años dentro de los mundiales.
El día de ayer, el segundo boleto a la final se disputó entre Inglaterra y Croacia; los ingleses venían con mucha confianza y se plantaban como los favoritos para jugar ante Francia el próximo domingo, y cuando Kieran Trippier marcó de tiro libre a los cinco minutos, la ilusión creció más.
Sin embargo, los británicos no aprovecharon varias jugadas que pudieron sentenciar el partido, y a la par, Croacia no se daba por vencido y trató de empatar el encuentro a cualquier costo. Hasta el minuto 68, Perisic logró conectar un centro por banda derecha y así igualar el marcador.
Una vez concluidos los 90 minutos, los croatas jugarían por tercera vez en esta Copa unos tiempos extra, y lo que parecía ser cuestión de tiempo para llegar a los penales, Mario Mandzukic les dio la victoria a sus compañeros y avanzaron a la final de Rusia 2018.
La primera ocasión en la que Croacia participó en una Copa del Mundo, fue en 1998, en dicha ocasión, los croatas terminaron en tercer lugar del torneo. Después de esta gran actuación, el equipo croata se convirtió en una selección más de Europa, siendo eliminado en primera ronda en sus siguientes dos mundiales.
Tras un salto generacional, Croacia quedó fuera del Mundial del 2010; y en 2014 el grupo que se formó cayó ante México en fase de grupos al contar con una gran selección. Ahora, cuatro años después, esta misma generación logró hacer lo impensable y se clasificó por primera vez a la final del Mundial.