Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO 20-Sep.- Un día después del sismo de magnitud 7.1, creció el número de muertes, de daños materiales y también los riesgos por edificios y viviendas con afectaciones estructurales que los hacen inhabitables.
En la Ciudad de México los muertos subieron a 108 y en Morelos a 69.
En esta entidad hay 15 heridos de gravedad de 196 que fueron hospitalizados lo que podría incrementar los fallecimientos. Además se reportan 50 personas desaparecidas.
En la capital del país se contabilizaron 87 edificios en riesgo de colapso en las delegaciones Cuauhtémoc, Benito Juárez y Xochimilco, según informó anoche el Jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera.
En Jojutla, Morelos, el municipio más afectado por el sismo, el Comisionado Estatal de Seguridad, Alberto Capella, informó que existen 356 viviendas y 145 comercios colapsados.
Otras 53 casas y 45 comercios tienen daños muy severos y todavía se evalúa el estado de 225 viviendas y 54 comercios que registran daños.
En el caso de los edificios se estima que aún hay gente bajo escombros y en el caso de una réplica podrían generar nuevos derrumbes y tener consecuencias fatales.

¡Participa con tu opinión!