Crea Chazelle cine con ritmo

TORONTO.- Damien Chazelle quería ser un brillante músico, pero el destino lo llevó por los derroteros de la cinematografía, en donde a sus 33 años es uno de realizadores consentidos de Hollywood con quien no hay actor del momento que no quiera trabajar a su lado.
Pero el cineasta ganador del Oscar por «La La Land: Una Historia de Amor» le pone ritmo a lo que hace y afirma en entrevista que la música es parte esencial de su trabajo detrás de las cámaras.
“Soy un músico no consumado, quise estudiar jazz, no tuve éxito, pero eso no significa que no haga de la música mi vida. En el set pongo música y genero una atmósfera, especialmente en los ensayos.
“Así doy pie a que exista un ánimo común y cuando rodamos hay un silencio con una vibra muy particular”, advierte Chazelle, quien el próximo 20 de octubre encabezará la inauguración de la decimosexta edición del Festival Internacional de Cine de Morelia, con la premier de su más reciente filme, «First Man».
El ambiente de sus rodajes, explica este artista egresado de Harvard, suele ser festivo y armonioso, algo que muchas veces es difícil de conseguir en grandes proyectos.
La muestra es que Ryan Gosling (protagonista de «First Man» y «La La Land… ») celebra este método de trabajo de Chazelle, pues la música lo ha ayudado, al igual que a otros colegas, a enfocarse en las ideas de interpretación.
Dirigir películas en lugar de tocar música en vivo ha valido la pena para el cineasta, quien se dice dispuesto a seguir trabajando muy duro para generar historias originales.
“Así como vivo hoy soy muy feliz, porque me considero un director joven con hambre de crecer y de seguir aprendiendo. Me muevo mucho, tengo miles de ideas, pero hacer una película requiere de años de planeación, es muy raro que se hagan en días.
“El rodaje puede ser de un mes, pero lo previo es lo que me absorbe por mucho, mucho tiempo antes”, precisa.
Su materia prima para cautivar al espectador, relata el también creador de la exitosa película «Whiplash: Música y Obsesión» es, ni más ni menos que su corazón.
“Lo que he hecho en el cine, y lo que quiero seguir haciendo ahí y en la televisión viene de las entrañas, del corazón, de lo más íntimo que tengo y que llega a una idea.
“He vivido encerrones conmigo mismo, me aíslo, me ocupo sólo de crear ‘storyboards’ donde visualice hasta el más mínimo detalle y así comienzo el rompecabezas que es una película”, revela.
(Juan Carlos García/Agencia Reforma)
´
ASÍ LO DIJO
“Hice «La La Land… », por mi eterno amor por la música, porque siempre he querido hacer música, y porque ahí es donde concebí una realista y actual historia de amor”.
Damien Chazelle, músico y cineasta