Al rendir su primer Informe de Actividades, el diputado Iván Sánchez Nájera mencionó que este año ha sido de enormes retos. “Principalmente porque entendemos el descontento social que mira con rencor y escepticismo a una clase política desgastada, una clase que tarde o temprano, y ojalá sea temprano, tendrá que cambiar”.

Asimismo, dijo que cree en el servicio público como en una relación entre iguales con la ciudadanía, en la que el representante popular es un empleado que debe entregar resultados y que debe estar en evaluación permanente.

“Queremos ser un reflejo de quienes nos demandan, en favor de una sociedad justa, equilibrada y profundamente democrática, con trabajo legislativo que implica largas horas de escritorio, pero también amplias jornadas de pulso y diagnóstico con la ciudadanía”.

Añadió que la valoración final de su trabajo le corresponderá a la ciudadanía, pero con la última reforma constitucional, en la que se incluye la revocación de mandado, “desde ahora cumplimos o nos despiden”.

El perredista ponderó el absoluto apego al compromiso de transparencia, “y entendiendo a ésta como una obligación ética de todo representante popular, hemos transparentado cada gasto, cada voto emitido así como el uso de los bienes públicos que tenemos a nuestra disposición”.

Indicó que los guía el combate a la corrupción, que de acuerdo a estudios internacionales, se puede calcular que le cuesta a Aguascalientes cerca de dos mil millones de pesos al año. Por ello sus iniciativas se encaminan a garantizarle a todas y todos un fiscal anticorrupción autónomo, sanciones más eficaces a funcionarios corruptos, ciudadanización de las contralorías y una composición equilibrada de las comisiones de Vigilancia, Administración y Gobierno en el Congreso del Estado.

“Somos conscientes de que la tercera parte de la población depende de un trasporte público deficiente, por lo que éste ha sido un tema trascendental en nuestra agenda legislativa encaminada a lograr un transporte de calidad, con sentido social -que ayude a estudiantes, adultos mayores y personas con discapacidad-, y en absoluto respeto a las condiciones laborales de sus operadores”.

Por otro lado, cuestionó acremente que apenas el 21% de los jóvenes en edad de estudiar se encuentren en una universidad, pues 4 de cada 5 están relegados de la oportunidad del conocimiento superior.

Finalmente, dijo que “confiamos en que cada una de nuestras 18 iniciativas y 9 puntos de acuerdo, representan un bienestar y atienden una necesidad social, por ser propuestas responsables”. El evento tuvo lugar en el vestíbulo del Palacio Legislativo.