Evlyn Cervantes
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Para garantizar que el voto cuente en la jornada electoral del primero de julio, los ciudadanos deberán votar de forma simple; es decir, marcando en la boleta electoral sólo el emblema del candidato que prefieran, recomendó Marco Antonio Baños, consejero del Instituto Nacional Electoral (INE).
“Vota fácil. Elige sólo un recuadro de candidato independiente o de partido político y cruza un recuadro, para que ese voto sea fácilmente contable en la mesa directiva de casilla por los funcionarios”, afirmó Baños.
En el supuesto de que un ciudadano marque el emblema de la ex candidata independiente, Margarita Zavala, el consejero advirtió que su voto será anulado porque ella ya no está en la contienda electoral.
Pero, si el ciudadano marca el emblema de Margarita Zavala más el de otro candidato, el voto contará para este último.
“Si la persona adicionalmente marca el emblema de alguno de los otros partidos políticos, el voto va a contar por ese candidato de los partidos políticos. Por ejemplo, Margarita más el PRD, entonces es un voto por el candidato Ricardo Anaya. Es técnicamente nulo para Margarita Zavala, y válido para Ricardo Anaya. O si es Margarita Zavala más el Verde, entonces es un voto válido para el candidato José Antonio Meade”, explicó Baños.
A unos días de la jornada electoral, el consejero estimó que más del 70 por ciento de los ciudadanos inscritos en la lista nominal acudirán a las urnas el próximo domingo.
“En mi opinión, arriba del 70 por ciento de la lista nominal. Si tenemos un universo de casi 90 millones, estamos esperando 60 millones de personas al menos en las urnas. Esto sería una cifra que intentaría emular lo ocurrido en la elección del 94 donde votó el 77.16 por ciento de la lista nominal. No hemos podido, en una elección presidencial, recuperar ese porcentaje de participación, apenas hemos estado entre el 61 y el 64 por ciento desde las elecciones presidenciales del 2000 al 2012”, señaló.
No obstante, rechazó la información que se difunde en redes sociales acerca de una posible alteración de las boletas electorales para favorecer a un candidato.
“Rechazo todas estas informaciones que andan en las redes sociales y que dicen que los actores políticos tienen manojos de boletas para que se la den al ciudadano y luego se la cambien por una boleta verdadera, eso no es cierto.
Las boletas electorales han sido fabricadas en papel seguridad que es más grueso que el papel bond. Es un papel que sólo tiene el Instituto Nacional Electoral, que se produce con un rodillo que es propiedad de la institución y que le imprime, durante la producción, un sello que dice INE. Además, tiene en su composición fibrillas de colores que son visibles a los ojos y son amarillas, moradas, rosas, no hay manera que alguien tenga boletas en su poder y se las pueda cambiar con esa facilidad”, enfatizó.
Marco Antonio Baños reflexionó que, a diferencia de otras jornadas electorales, la del próximo domingo será la más grande de la historia en México, ya que además de una elección presidencial, también se llevarán a cabo elecciones locales en 30 entidades del País, a excepción de Baja California y Nayarit.
Por lo anterior, dijo, el universo total de cargos a elegir son 18 mil 311 responsabilidades públicas.
“Es una jornada electoral gigantesca que va a movilizar a muchísimas personas en las campañas, pero también a un universo amplísimo de electores, estamos hablando de 89.1 millones de personas que tienen credencial para votar en un universo de casi 157 mil casillas que vamos a colocar, disponibles a partir de las ocho de la mañana del día primero de julio”, expuso.
Además, subrayó que en esta elección presidencial se inaugurará la casilla única, lo que significa que en una mesa directiva de casilla se van a tener todas las boletas de elecciones federales y locales.
“En la casilla única vas a ver tres urnas para las elecciones federales y tres urnas para las elecciones locales. El presidente de casilla te va entregar, cuando le muestres tu credencial de elector, seis boletas diferenciadas. Estamos hablando de una jornada electoral amplia que no tiene precedentes en el País”, destacó.
De acuerdo con Marco Antonio, el INE erradicó el fraude electoral y no hay manera de que se pueda alterar un voto depositado en las urnas de la casilla electoral.