Contraen santo matrimonio

Como marido y mujer se aceptaron ante Dios, Alan Eduardo García Magallón y Citlally Ortiz Saucedo.
El Templo San Antonio de Padua enmarcó la ceremonia sacramental donde la pareja intercambió votos matrimoniales, prometiendo amor, respeto y fidelidad en su vida de casados.
Asimismo, agradecieron al Creador por haberles permitido encontrarse y coincidir en los planes de vida que ahora juntos habrán de emprender.
Visiblemente feliz, Alan Eduardo contó con la presencia de sus papás, Rigoberto García y Claudia Magallón, mientras que Citlally estuvo acompañada de sus papás, Salvador Ortiz Salas y Laura Elena Saucedo, de quienes ambos recibieron la bendición.
Para festejar su unión sagrada, Alan y Citlally ofrecieron un banquete en el salón Terraza Callisia, donde se llevó a cabo el tradicional brindis.