Un ganadero resultó herido cuando por circunstancias aún desconocidas se activó el arma que traía consigo, provocándole una lesión en la pierna derecha.
El número de emergencia recibió un reporte minutos antes de las 16:00 horas, en el cual manifestaban que en una clínica privada al sur de la ciudad, se encontraba una persona del sexo masculino herida por arma de fuego.
Por lo anterior, se trasladaron elementos preventivos del destacamento Morelos, a la clínica ubicadab en Avenida Aguascalientes, para verificar el llamado.
Al arribar, los uniformados fueron abordados por personal médico que labora ahí, quienes indicaron que acababa de ingresar una persona que presentaba un orificio causado por disparo de arma de fuego calibre .380.
El lesionado, que responde al nombre de Salvador, de 35 años de edad y con domicilio en la calle Coral, de la comunidad Norias de Ojocaliente, señaló que se encontraba ordeñando a sus animales cuando, repentinamente, se le disparó un arma calibre .380. Esto provocó que su pierna sufriera el impacto. Relató también que, al sentirse herido, se levantó del sitio donde estaba ordeñando y arrojó el arma hacia el arroyo que se encuentra en ese lugar.
Dicha versión inicial ya está siendo investigada por la Fiscalía General del Estado, debido a que en el auto en que fue trasladado fue localizada el arma de fuego con la que presuntamente se lesionó, asegurando además como testigo a su acompañante que lo trasladó a recibir atención médica.
De lo anterior ya tiene conocimiento la autoridad ministerial, quien se hizo cargo en la Clínica de las investigaciones correspondientes y determinará si se lesionó accidentalmente o la lesión fue provocada.