El Grupo de Industriales de Aguascalientes (GIA) ratificó su convencimiento en el futuro del país y del estado, por consiguiente los programas de inversión seguirán adelante, tal como está determinado, al considerar que el momento político, el valor del peso frente al dólar y la inseguridad no pueden frenar el desarrollo.

Salvador Alcalá Alba, presidente del GIA, que agrupa a 30 de las empresas más importantes de esta entidad, subrayó que lo único que demandan es intercambiar puntos de vista con las autoridades para estar en la misma sintonía.

Dijo que se necesita “estar de acuerdo en lo que hacemos y que hablemos todos el mismo idioma”, con lo que puedan multiplicarse los esfuerzos en bien de todos los aguascalentenses, que a final de cuentas es el fin que se pretende.

La estabilidad empresarial y su crecimiento permitirán consolidar la planta productiva y el empleo, que es parte de las acciones que llevan a cabo, con lo que se apuntala el fortalecimiento de la economía en general.

El líder del Grupo de Industriales refirió que el vaivén que registra el precio del dólar frente al peso es un problema de carácter global, por lo que debe haber fe en su estabilización y que el daño que cause a las firmas establecidas en Aguascalientes, que en su mayoría son exportadoras, sea menor, sin dejar de lado el riesgo de que puedan perder competitividad en los mercados internacionales.

Ante esa posibilidad, apuntó, existe la certeza “de que esta fluctuación en negativo para nuestra moneda tiene mucha incidencia por la política presidencial de Estados Unidos, país que sigue arremetiendo contra México y que no termina de tomar en cuenta que la economía norteamericana depende mucho de la estabilidad financiera de nuestra nación”.

Sostuvo que no se puede ocultar la inquietud que existe en el sector empresarial e industrial, de continuar la devaluación en los siguientes meses, porque puede llegarse a un límite en que se reduzca la capacidad de competir y subsista el peligro que descienda la exportación.

Lo que podría mejorar el panorama es que, una vez definida la elección presidencial, “las aguas puedan ir retomando su curso”, ya que se sabrá quien será el interlocutor del mandamás estadounidense, que por su parte debe entender que en un mundo globalizado los países se necesitan unos a otros.

Mientras se llega ese momento, el GIA mantiene firmes sus propósitos, lo que en mucho contribuye a que la sociedad se sienta respaldada y ante todo, que los miles de puestos de trabajo que dependen de él sepan que se trabaja intensamente para mantener el rumbo, nada fácil en las condiciones que prevalecen, pero con la convicción  que las situaciones pueden superarse.

En cuanto al nivel de seguridad están atentos a lo anunciado por el gobierno del estado y que puede consolidarse con las tareas que impulsen los mismos patrones, que ayudará en gran medida a elevar el resultado que se refleje en mejores condiciones de vida para todos los habitantes.

MOMENTO DECISIVO

Los aguascalentenses de 18 años en adelante tienen una cita este domingo, al ser invitados a los comicios que tendrán lugar para elegir Presidente de la República, senadores, diputados federales y diputados locales.

Atrás quedan los 90 días de campaña del proceso federal y 45 del local, en que los candidatos tuvieron la oportunidad de plantear sus propuestas y los ciudadanos de analizarlas, lo que permitirá emitir el voto que atienda las preferencias partidistas o por los postulantes.

La competencia terminó el miércoles pasado y luego vinieron tres días de reflexión, con lo que todo está listo para que hoy cada uno de los votantes participe en lo que se ha considerado como una designación muy competida en los distintos cargos.

Los aguascalentenses votarán por dos senadores, dos diputados federales y 18 diputados locales, todos ellos de mayoría, resultado que en los respectivos casos desprenderá una senaduría y una diputación federal de minoría que se adjudicará a los candidatos que hayan quedado en segundo lugar de la votación, además, de acuerdo al total de sufragios emitidos se repartirán 9 diputaciones locales de representación proporcional (“plurinominales”).

El Padrón Electoral se integra de 943,135 ciudadanos que están convocados a las urnas, de los cuales el 53.2% tienen entre 18 y 39 años, por lo que si todos acuden pueden marcar la diferencia; aunque cabe recordar que en casi todas las elecciones ha habido una participación que va del 42% al 53%, que ojalá esta vez sea superior y se demuestre el interés que hay de elegir a quien conduzca al país en el próximo sexenio, y a los representantes ante el Congreso de la Unión, que será de seis años para los senadores y tres años de los diputados federales, así como de tres años de los diputados locales.

El mapa electoral se integra de 602 secciones, 68% ubicadas en el municipio de Aguascalientes y en total habrá 1,598 casillas, que estarán bajo el cuidado de 14,382 funcionarios y 300 observadores electorales. Además se tendrá el voto de 1,687 residentes en el extranjero, que en tiempo y forma se registraron y enviaron el sufragio por correo.

El vocal ejecutivo estatal del Instituto Nacional Electoral (INE), Ignacio Ruelas Olvera, exhortó a los ciudadanos a localizar su casilla vía internet, con entrar al programa “Ubica tu casilla” y pueden hacerlo con teclear el número de sección que viene en la credencial del INE y así obtener la información precisa del lugar e incluso su imagen satelital.

La función del INE en esta jornada, explicó, es garantizar las condiciones para que se cumpla, al tener la mesa en la cual el elector podrá votar en secreto total, “pero la recepción de los votos, su escrutinio, cómputo y registro está en manos de la ciudadanía, de los vecinos que todos conocemos y que atenderán casillas instaladas en edificios públicos, mayoritariamente escuelas, en un 80%, y en domicilios particulares el 20% restante, por ello es imposible un fraude”.

Consideró que en Aguascalientes existe un ambiente propicio para que sin problema alguno se pueda acudir a votar y cumplir con este deber cívico,  con lo que se hará realidad el derecho que le asiste a cada quien de elegir de manera directa y responsable, decisión que apuntó: “no depende de nadie, ni de demoscopias (sondeo de opinión), de encuestas, ni mucho menos de estudios estadísticos, sino del ciudadano”.

Hizo hincapié que hacerlo es una responsabilidad unipersonal, por lo que cada quien debe definir si acude o no, pero se debe reflexionar que asistir estará contribuyendo a que México continúe por el camino democrático, que es el que ha permitido transitar en un clima de libertades.

A LA DISTANCIA

La actitud asumida por la profesora María del Socorro Badillo Cuéllar, al exigir que se le reconozca como secretaria general en funciones de la Sección Uno del SNTE, tiene más tintes de pavimentar el camino para la renovación del comité ejecutivo que tendrá lugar en octubre.

Sabe que en un plazo no mayor de una semana estará de regreso el dirigente Mario Armando Valdez Herrera, una vez que concluya el permiso que solicitó para participar como candidato a diputado local, cuya jornada electoral tendrá lugar este domingo.

Con lo anterior automáticamente termina la comisión de José Luis Briones Briseño, designado como “delegado especial” en funciones de secretario general, sin embargo queda el recelo de las razones que hubo para que él ocupara el sillón en lugar de María del Socorro Badillo, que era la suplente de Valdez Herrera y quien fue nombrada  por la asamblea.

El jaleo que se armó el viernes pasado, cuando la maestra Badillo se presentó a la sede sindical a tomar posesión del cargo, acompañada de abogados y seguridad privada y de un cerrajero para cambiar las chapas de las oficinas, tuvo más bien el propósito de dejar constancia de que estará en la boleta para la renovación, porque aún esta vez hubiera alcanzado su propósito, en cuestión de días tendría que dejarlo.

En honor a la verdad ella tuvo que haber ocupado el cargo, aún cuando fuera por unas semanas, pero a petición de Valdez Herrera se optó porque fuera un delegado especial, lo que hace vislumbrar que hubo motivos muy poderosos para que Badillo Cuéllar no conociera el estado que guarda la Sección Uno.

Lo único que falta es esperar que desde el Comité Ejecutivo Nacional no la bloqueen en su intención de postularse y pueda participar en las elecciones de octubre.

IR A VOTAR

Las puertas de la democracia se abren este domingo a 90 millones de mexicanos que están invitados a votar, a ejercer uno de los mayores derechos que tiene el ciudadano, de elegir de forma personal, autónoma y razonada al candidato que dirigirá los destinos del país en los próximos seis años.

El presidente Enrique Peña Nieto anheló que la jornada electoral sea una fiesta cívica y democrática, “que realmente haya una valoración, una valoración razonada, objetiva de los postulados y todos a final de cuentas, una vez que concluya este proceso, pues celebremos este ejercicio democrático donde de manera libre los mexicanos habrán de decidir a sus próximas autoridades”.

Dijo que hay que vivir esta jornada electoral “con alegría, con una gran devoción cívica, en un clima de armonía y con ánimo de reafirmar la vocación democrática del país”, por lo que al acudir a las urnas se debe tener presente que “con nuestro voto y en un ejercicio libre, y en una democracia habremos de definir a las autoridades que habrán de gobernar los próximos años, desde el Presidente de la República, en algunas entidades a su próximo gobernador, a integrantes del Congreso de la Unión, a legisladores locales, a presidentes municipales e integrantes de su cabildo. Será la elección más grande que México haya vivido en su historia”.

Peña Nieto sostuvo que sin importar su simpatía partidista, el Presidente de la República y los integrantes del gabinete presidencial han sido respetuosos del proceso electoral en curso: “El gobierno de la República se ha mantenido auténticamente respetuoso de este proceso electoral y, no dejando constancia, porque sobra hacerlo, donde está la identificación que tiene el Presidente o que tienen varios de los miembros, yo diría casi todos los integrantes, pero no se trata de hablar en este momento de ello, se trata más bien de desear que México viva una fiesta cívica y democrática”.

En la visita a Mérida, Yucatán, resaltó que su gobierno cumplirá con 97% de los compromisos que hizo hace seis años con este estado, donde se han generado 66 mil nuevos empleos, más del doble que en la administración anterior, y ha crecido a una tasa promedio de 3%, lo que deja constancia que “Yucatán es una entidad que está en la ruta del crecimiento, porque contrasta con lo que ocurre en otras entidades de la región sur sureste de nuestro país, que han tenido un crecimiento económico prácticamente marginal; son otras entidades en el país las que han tenido mayor nivel de crecimiento”.

Por otra parte, en un mensaje que difundió a través de las redes sociales, EPN reiteró su llamado a los mexicanos acudir a las urnas con orgullo, alegría y confianza en el futuro de nuestro país, y aseguró que cada voto contará, por lo que es importante hacer de este domingo una fiesta democrática.

“La fortaleza de las instituciones electorales que hemos construido a lo largo de décadas nos permite anticipar que la jornada electoral será ordenada y participativa. Vayamos todos a las urnas con orgullo, alegría y confianza en nuestro futuro. Recordemos que cada voto cuenta, hagamos una verdadera fiesta de la democracia”, sostuvo.

Asimismo aludió a los crímenes y atentados cometidos en contra de candidatos, políticos y autoridades: “Lamentablemente también se han registrado hechos violentos en distintas localidades. La mejor forma de manifestar nuestro rechazo a este tipo de actos es acudiendo a votar”, puntualizó.

ELECCIÓN ATÍPICA

Los comicios que tendrán lugar este domingo se presentan en un ambiente extraño, ya que de la misma manera que hay expectación por los resultados que se registren en los distintos espacios, están presentes las jornadas violentas que durante este proceso le costaron la vida a decenas de candidatos y autoridades.

Pese a ello, existe confianza plena que el México democrático se impondrá al México violento, que con sus actos pretende imponer condiciones, no obstante, con unidad, fortaleza y compromiso se le puede vencer y la mejor manera de hacerlo es acudiendo a las casillas, a expresar que por la vía del voto es por donde los ciudadanos quieren que transite el país.

Este domingo se elegirán a más de 18 mil cargos, desde el Presidente de la República y 500 diputados y 128 senadores para el Congreso de la Unión, hasta  9 gobernadores, autoridades estatales y municipales.

De las 32 entidades, 30 estarán involucradas en procesos locales y de ellas designarán gobernador en Chiapas, Morelos, Veracruz, Jalisco, Tabasco, Yucatán, Puebla, Guanajuato y Ciudad de México, que serán a la par que el nombramiento del Presidente de la República.

Los mexicanos tienen cuatro opciones para el máximo cargo de la nación: el priísta José Antonio Meade Kuribreña, el independiente Jaime Heliodoro Rodríguez, el morenista Andrés Manuel López Obrador y el panista Ricardo Anaya.

Titulares de los organismos electorales ofrecen seguridad de que se respetará el voto, por lo que piden un voto de confianza a cada uno de ellos. Lorenzo Córdova, presidente del Instituto Nacional Electoral (INE) expresó la importancia “de que la ciudadanía se informe para que ejerza su voto libre”, en tanto el responsable de la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales (Fepade), Héctor Díaz Santana, afirmó que “en la elección todos somos corresponsables”, por lo que “es imperativo actuar con civilidad democrática y estricto apego a la ley”. Por su parte, la magistrada presidenta del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), Janine Otálora, ofreció que “vamos a impartir justicia que dé certeza a la democracia y garantizaremos que el voto se respete”.

Para este ejercicio habrá más de 30 mil observadores en todo el país, que se encargarán de vigilar la legalidad de los comicios, de los cuales 29 mil 393 son nacionales y 907 extranjeros, quienes serán los “ojos de la ciudadanía” y en caso de requerirse denunciarán fallas o anomalías en el proceso.

El vocero del gobierno de la República, Eduardo Sánchez Hernández, aseguró que “este proceso está en manos de los ciudadanos, el modelo es de excelencia, tanto que varios países han mandado observadores para conocer más, desde la credencial con fotografía, la tinta indeleble, los representantes de partidos, los funcionarios de casillas que están compuestos por ciudadanos, el conteo de votos, en fin, tenemos un sistema robusto en el cual los mexicanos podemos confiar”.

Subrayó que los mexicanos pueden confiar en que los resultados de la elección serán transparentes, por lo que la seguridad de la ciudadanía para que vote está garantizada, esto como resultado de un trabajo coordinado entre autoridades federales, estatales y municipales.

Recordó que “en pasados procesos electorales ha habido una coordinación eficaz, entre gobierno federal y estatal, con lo que se garantiza la seguridad para que cada ciudadano pueda ejercer su derecho al sufragio”, mostrándose convencido que este domingo “se vivirá una fiesta democrática”, donde los distintos niveles de gobierno hará “lo que a cada uno le corresponde”.

A CUMPLIR

Es un deber cívico de todos los católicos acudir hoy a las urnas y ejercer el derecho al voto “con conciencia” por el partido o candidato  que “mejor represente el máximo bien posible”, señalaron los más de 100 obispos del país.

La Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) sugirió a los candidatos, militantes de todos los partidos y ciudadanos evitar la violencia y la descalificación y advirtió que en las condiciones actuales del país, el abstencionismo no ayuda a madurar como ciudadanos, por lo que consideró como una “obligación moral” ir a votar, en función que sin la participación de la sociedad “las instituciones carecen de vida y se convierten con facilidad en espacios para el arribismo y oportunismo”.

Los obispos “deseamos hacer un atento llamado a todos los candidatos, a todos los militantes partidistas y a todos los ciudadanos: juntos podemos hacer de la jornada electoral una elección ejemplar de civilidad, evitando palabras o gestos de hostilidad, descalificación o violencia”.

En el CEM hay “un gran dolor acumulado por las muertes violentas de muchos ciudadanos en los últimos años y aún de muchos ciudadanos en este proceso electoral. Estamos concientes de que no hay lágrimas estériles y que todas ellas son una silenciosa oración por la justicia y la paz que nuestro pueblo hoy tanto reclama”.

Acentuaron los obispos que “todos debemos convertirnos en sembradores de paz. Hoy, más que nunca, México necesita vivir en un clima de paz para poder caminar y seguir construyendo hacia delante. Es preciso tener en cuenta el futuro, el seguimiento imprescindible por parte de todos, de la actuación de los funcionarios electos, y el necesario trabajo de reconstrucción del tejido social que hoy se encuentra lastimado por graves y diversas causas”.

Por último, la Conferencia del Episcopado Mexicano exhortó a los mexicanos a confiar en las instituciones y pidió una oración a la Virgen de Guadalupe por los futuros gobernantes “para que siempre velen por la dignidad de la vida desde la concepción y hasta la muerte natural, por los matrimonios y las familias, y por la vigencia de la más amplia libertad religiosa de nuestro pueblo. Que la Virgen de Guadalupe interceda por todos, en especial por las nuevas generaciones en este momento trascendental para el presente y el futuro de nuestra nación”.

ACTITUD MALSANA

Dispuesto a no soltar la plataforma que ha utilizado desde su campaña  y ahora como presidente de Estados Unidos, Donald Trump volvió a arremeter en contra de los migrantes, al proponer su expulsión inmediata, por considerar que invaden su país, para ello utiliza cada vez calificativos más duros, como “invasión” e “infestación” para generalizar la inmigración ilegal.

Afirmó que las personas que entran a EU en forma ilegal deberán ser enviadas de inmediato a su lugar de origen, sin ningún proceso judicial, comparándolas a invasores que intentan “entrar a la fuerza” al país, propuesta que recibió el rechazo absoluto de analistas legales y abogados de derechos de inmigrantes ya que hacerlo violaría el debido proceso previsto en la Constitución de los Estados Unidos, que se aplica a ciudadanos como no ciudadanos.

Como es su costumbre, Trump utilizó el twitter para redactar: “No podemos permitir que todas estas personas invadan nuestro país. Cuando alguien entra, debemos inmediatamente, sin jueces ni casos en tribunales, devolverlos al lugar de donde vinieron. No se puede aceptar a todas las personas que tratan de entrar por la fuerza a nuestro país ¡Fronteras Fuertes, Sin Delitos!”

Es una política que adoptó desde que asumió el cargo, al facultar la salida rápida a inmigrantes ilegales en o cerca de la frontera estadounidense, pero que con su mensaje no distingue si esta medida se impondrá a quienes buscan asilo. El gobierno puede pasar por alto las protecciones del debido proceso con la política de “remociones expeditas” que permite deportaciones veloces si un inmigrante es detenido a 100 millas (160 kilómetros)  de la frontera y ha estado en el país menos de 14 días. Quienes buscan asilo tiene asegurada una audiencia.

La presidenta del Fondo de Defensa Legal de la Asociación Nacional para el Progreso de las personas de Color (NAACP, por sus siglas en inglés), Sherrilyn Ifill, escribió el twitter: “El presidente de Estados Unidos acaba de proponer por la fuerza la finalización del asilo político y la administración del debido proceso para los inmigrantes”

A su vez, Lee Gelernt, subdirector del Proyecto de Derechos de Inmigrantes de la Unión Estadounidense por las Libertades Civiles (ACLU, por sus siglas en inglés), declaró a la agencia Reuters: “La administración no puede simplemente deshacerse de todo el proceso para los inmigrantes. La cláusula del debido proceso se aplica absolutamente. No es una elección.

Es un tema que Trump mantiene presente como parte de su estrategia política para allegarse el apoyo de los ciudadanos que rechazan la inmigración, no obstante que EU es un país formado por inmigrantes.