CDMX.- Con un cargamento de música del más alto kilataje, y apoyado en un ritmo a su máxima expresión, Bruno Mars se cotizó hasta coronarse como el rey de la noche en el Foro Sol.
A las 21:38 horas de anoche, el nacido en Honolulu salió al escenario del inmueble para mostrar el gramaje de su show en vivo, coreografías y carisma ante una concurrencia totalmente rendida a su ídolo.
“Bienvenidos al 24K Magic World Tour. México, les dije que estaría de regreso, que lo íbamos a hacer más grande, mucho mejor, y aquí estamos.
“¿Podemos celebrar esta noche? ¿Podemos crear magia? Hagámoslo juntos… la siguiente canción es ‘Treasure’… vamos a divertirnos”, expresó el cantante luego de entregar “Finesse” y “24K Magic”, piezas con las que abrió el concierto.
Los juegos pirotécnicos acompañaron los estribillos de algunas canciones y el público no paró de corear éxitos de la estrella, de 32 años y ascendencia puertorriqueña, extraídos de sus tres discos de estudio: Doo-Wops & Hooligans, Unorthodox Jukebox y 24K Magic.
“Hola, muchacha, it’s me: El Jefe, El Patrón, Brunito, El Capitán Fuego”, expresó el cantante en el estribillo de “Calling all my lovelies”, con lo que desató gritos pasionales de las asistentes.
“Te quiero mucho, macita, mamacita, mamacita, macita”, fue como arregló el coro de la pieza, en español, lo cual terminó por enloquecer al público.
El reciente ganador de seis Grammy amalgamó funk, pop, R&B, dance y soul en vivo con contoneos sensuales, una mano sugerente en la entrepierna y guiños a la cámara que proyectaba en la pantalla gigante su imagen.
Así deleitó a las 57 mil 940 personas que, según OCESA, abarrotaron el inmueble, con piezas que ha convertido en éxitos mundiales, como “That’s what I like”, “Versace on the floor” y “When I was your man”. (Juan Carlos García/Agencia Reforma)

¡Participa con tu opinión!