En Aguascalientes, el 36.8 por ciento de los socios Coparmex piensan que el gobernador del Estado ha cumplido en el último año con el trabajo para el cual fue electo.
En tanto que más de la mitad ha declarado haber sido víctima del delito en el lapso, y el 37.7% ha experimentado corrupción en trámites públicos en el transcurso de los doce meses recientes.
Así lo expone la plataforma Data Coparmex 2018, un conjunto de diez indicadores estatales que dan seguimiento a los temas de mayor relevancia pública y económica de México, creados a partir del procesamiento de datos oficiales y consultas a socios del sindicato patronal en los 32 estados del país.
Sus resultados han sido actualizados al cierre del primer semestre del año en curso y publicados la víspera con la finalidad de visualizar los tipos y niveles de retos que aquejan a cada entidad.
Dichos indicadores arrojan para Aguascalientes que el nivel de confianza que tienen los empresarios para invertir se ubica en un 48.48%, es decir, al filo del nivel mínimo que empieza a dar señales de optimismo en el sector y que en el periodo en cuestión se ubicó en el 48.66%.
En materia de gasto regulatorio, el estudio de la Confederación Patronal de la República Mexicana, indica que en la entidad las empresas gastan cada año más de 52 mil pesos para el cumplimiento del marco regulatorio que las rige.
En el rubro denominado “Mi Deuda Sin Sentido”, se destaca también que Aguascalientes es una de las pocas entidades del país que tienen una deuda sostenible, por lo que son 1,587.3 pesos de deuda pública los que corresponden a cada habitante del estado hasta el primer trimestre de 2018, en función del total que registra la entidad.
Asimismo, muestra que hasta el pasado mes de junio son 34.8 millones de pesos los que la Auditoría Superior de la Federación ha solicitado recuperar o aclarar al Gobierno en funciones.
La actualización de la plataforma Data Coparmex 2018 muestra además que en Aguascalientes el índice de población ocupada que cuenta con un empleo formal es del 56.4% y de ese universo, sólo el 67% cuenta con ingresos suficientes para cubrir la línea de bienestar.
Respecto de la tasa de crecimiento anual de la actividad económica que pertenece al sector formal, el estudio indica que, en la entidad, ésta sólo registró un 0.2%, respecto del cuarto trimestre del año anterior.