Antonio Sánchez / Agencia Reforma

CDMX.- Los Capitanes marchan en la dirección correcta, aseguraron jugadores y su propio entrenador.

En su primer año en la Liga Nacional de Basquetbol Profesional, el quinteto capitalino está dando de que hablar en la contienda.

Ayer cerró la primera vuelta del torneo con una victoria de 89-70 sobre los Libertadores de Querétaro.

Ahora, el cuadro que comanda el español Ramón Díaz puso su marca en 13-7 y está presionando a los líderes del torneo como son Fuerza Regia, Mineros y Mexicali.

“Terminar entre los tres primeros, empatados con el segundo y a una victoria del primero, pues habla de que hemos hecho un gran trabajo, pero creo que el éxito de este equipo es el trabajo diario, el no pensar en dentro de un mes sino pensar en el próximo partido”, destacó el coach en jefe, Díaz.

El plantel es sólido, argumentó, y está apuntalado por cuatro seleccionados nacionales; no obstante, existen todavía puntos por mejorar.

“Es una liga muy competitiva. Yo pienso que le puede ganar cualquier equipo a cualquiera y, pues bueno, hay que seguir trabajando, seguir trabajando en defensa para mantener esos buenos resultados”, aseguró Héctor Hernández, capitán del equipo y seleccionado tricolor.

Pese a que el promedio de asistencia en esta temporada ronda los mil 500 espectadores por partido, poco a poco se va reforzando el vínculo entre el plantel y la afición, algo que motiva a jugadores y cuerpo técnico, quienes aseguran que el apoyo ha incrementado en las últimas fechas.

“Ver hoy el gimnasio como lo hemos visto, cada día con más gente, la gente más animada, más unida al equipo, pues bueno, no puedo decir una palabra más que ‘gracias’ y que ojalá que siga siendo así y en el futuro todavía haya más gente”, apuntó Díaz.

¡Participa con tu opinión!