En una tarde intensa en Stamford Bridge, el Tottenham venció tres por uno a un Chelsea que pierde terreno en la búsqueda de puestos de Champions, ya que ahora se encuentra a ocho puntos de los Spurs a falta de sólo 7 jornadas en la Premier League.
El equipo de Conte sigue sin poder despuntar en esta recta final de la temporada, contando con jugadores estrellas, los Blues mantienen la quinta posición de la liga inglesa y ahora se enfocan en sumar la mayor cantidad de puntos posibles dependiendo de equipos como Manchester United, Liverpool y Tottenham para poder obtener un lugar en la siguiente edición de Champions League, hecho que con la derrota de ayer se complica aún más.
En un derbi londinense en donde ambos equipos venían de ser eliminados de la Champions League, además de haber clasificado a la semifinal de la FA Cup, los tres puntos eran vitales para las dos escuadras que quieren seguir en la máxima competición continental.
Los de Chelsea ya habían avisado en los primeros minutos con un gol de Marcos Alonso, que al estar en posición adelantada tuvo que ser anulado. Fue hasta el minuto 30 cuando Álvaro Morata remató de cabeza, después de aprovechar una mala salida de Hugo Lloris y así puso en ventaja al equipo local.
Sin embargo, la respuesta del Tottenham fue clara, y a pocos minutos de que terminara la primera mitad, Christian Eriksen marcaría un golazo de larga distancia, dejando plantado a Caballero.
Ya en la segunda mitad, con ambos equipos dispuestos a obtener la victoria, fueron los del norte de Londres los que remontaron el encuentro gracias a un doblete de Dele Alli, el primero al 62′, después de un pase largo de Dier con un control excepcional del inglés y un tiro de primera; mientras que el segundo llegó al 66′, después de una serie de rebotes en el área local.
Con el 1-3, Chelsea sigue con 56 puntos, mientras que Tottenham ya suma 64, dos menos que Liverpool, pero con un partido extra para los de Merseyside. Ahora Chelsea tratará de doblegar al West Ham de “Chicharito” la siguiente semana y visitar al Southampton antes de enfrentarlos nuevamente en la semifinal de la FA Cup el próximo 22 de abril.