Una enorme plaga de chapulines se registra en Aguascalientes, en diversas especies e incluso insectos voladores, los cuales han entrado preocupantemente a varias zonas de cultivos, poniendo en peligro el maíz y el frijol de temporal, admitió el secretario de Desarrollo Rural y Agroempresarial, Manuel Alejandro González Martínez, quien precisó que ya se trabaja con el Comité de Sanidad Vegetal.
La presencia de estos insectos responde a un buen ciclo pluvial y a las condiciones actuales de clima, en donde todavía no se ha registrado ninguna helada, propiciando su propagación por el campo e incluso ha llegado a las manchas urbanas de todo el estado.
Los municipios más impactados son El Llano y Asientos, aunque se hallan en todo el estado; no obstante, el Comité de Sanidad Vegetal ya entró a las dos primeras demarcaciones con procesos de fumigación, ya que existen varias hectáreas afectadas de cultivos, pero aún no llega a una siniestralidad, apuntó.
A pesar de que esta plaga no resulta muy nociva para los potreros ni los pastizales, sí lo es para los cultivos, y ahí se realizan rastreos perimetrales para que los pastizales no estén pegados a los espacios intensivos de cultivos; también se hacen algunas fumigaciones biológicas y químicas para controlar la entrada del chapulín o la termita a las siembras.
En entrevista con El Heraldo, el titular de la Sedrae indicó que los chapulines se comen las hojas del maíz, y este alimento es utilizado para el forraje orientado para ganado, además de que si el insecto daña la hoja antes de que la mazorca haya madurado, se impide la fotosíntesis en el maíz, razón por la cual no crece apropiadamente.
Finalmente, Manuel Alejandro González Martínez informó que la cosecha de maíz para silo prácticamente ha concluido, y dijo que este cultivo creció gracias al sistema de riego. En el caso del maíz de temporal apenas se comienza a cosechar, irá entre un 30 y 40% del total. Todas las variedades de maíz se han logrado en este cierre de ciclo primavera verano.