Jesús Guerrero
Agencia Reforma

CHILPANCINGO, Guerrero.- Una discusión con un sicario que era su vecino provocó que cinco carpinteros veracruzanos fueran privados de su libertad y luego asesinados por un comando armado en Chilapa, acusó un activista humanitario.
El caso ocurrió el 24 de enero pasado en una propiedad de donde los pistoleros se llevaron a siete personas más, entre ellas una bebé recién nacida y sus padres.
La bebé fue encontrada viva el 26 de enero en el interior de una hielera y a un lado estaba su madre degollada. Un día antes fue hallado el cuerpo del esposo de la mujer calcinado en el interior de una camioneta junto con otro hombre.
El sábado apareció sin vida otra víctima, una joven de 18 años que -según reportes policiacos- fue violada sexualmente y torturada.
José Díaz Navarro, vocero de la organización Familiares de Desaparecidos y Asesinados de Chilapa “Siempre Vivos”, dijo que el grupo de artesanos de Veracruz alquiló un cuarto contiguo a donde vivía un miembro de la delincuencia organizada.
Los veracruzanos al parecer tuvieron una desavenencia con el sicario y hablaron con la dueña de la vecindad, quien ya había tenido quejas sobre el mismo hombre y lo corrió.
El pistolero se fue molesto con los artesanos y de otros vecinos que también se habían quejado por su mal comportamiento. Luego varios hombres armados a bordo de vehículos llegaron a la vecindad y se llevaron a las 12 personas.
Díaz Navarro indicó que las autoridades clausuraron esa vecindad y la dueña huyó de Chilapa porque al parecer fue amenazada.

Trasladan restos
Los restos de los cinco artesanos descuartizados fueron trasladados hasta el sábado a su natal comunidad de Coxolitla, del municipio de Acultzingo.
Los familiares acusaron al Gobierno de Héctor Astudillo de no haber hecho nada para buscar vivos a los carpinteros, pese a la denuncia realizada desde el mismo día del secuestro.
Los parientes llegaron desde el jueves en la noche y tardaron casi dos días en Chilpancingo para realizar los trámites en la Fiscalía y les entregaran los cuerpos.

¡Participa con tu opinión!