CDMX.-Aunque Tim Burton vino a la Ciudad de México por motivos de trabajo, no perdió ayer la oportunidad de aprovechar la tarde de para pasear un poco.
El director de cintas como El Gran Pez y El Joven Manos de Tijera, estuvo por la mañana en el Museo Franz Mayer supervisando los últimos detalles de la exposición “El Mundo de Tim Burton”, que estará abierta al público a partir del miércoles.
Personal del museo y trabajadores externos afinaron detalles de piezas, como la de la entrada al recinto, el famoso Beetlejuice, quien recibirá a los visitantes con dos mandíbulas que enmarcan la puerta y engullen a quien atraviesa el umbral.
Artistas del Taller El Volador, que tuvieron a su cargo la construcción de esqueletos para el desfile de Día de Muertos, daban las pinceladas finales a una serpiente de dientes afilados, cuyas curvas sobresalen en el jardín del museo. (Fabiola Santiago/Agencia Reforma)

¡Participa con tu opinión!