Organizaciones ambientalistas e investigadores pretenden preservar al jaguar en Guerrero mediante la creación de un corredor comunitario y ecoturístico.

El proyecto priorizara la conservación de la especie en peligro de extinción.

Natalia Parra, directora de Mar Selva Conservación, puntualizó que en los últimos cuatro años el mamífero ha sido sacrificado en las comunidades serranas.

En la fase inicial, el corredor abarcará las sierras de Atoyac y Tecpan, además de las comunidades de Jaleaca de Catalán y Pueblos Santos, en Chilpancingo, comentó.

Parra remarcó la importancia de recibir apoyo de los ejidatarios, quienes deben entender que el espacio se convertiría en un atractivo turístico.

“El jaguar era una especie emblemática para Guerrero, para las comunidades, y culturas prehispánicas y se ha perdido desafortunadamente ese vínculo y ahora valdría la pena de recuperar todo ese bagaje cultural y poder reinsertarlo nuevamente como una especie emblemática”, opinó Fernando Ruiz Gutiérrez, biólogo y coordinador del proyecto “Guerrero Jaguar”.

También lamentó el sacrificio de animales y detalló que en los últimos tres o cuatro años sólo han visto 22 ejemplares grandes y mediados en el área, situación que indicaría su progresiva desaparición.

El especialista contó que de acuerdo con reportes de lugareños, en los municipios de San Luis Acatlán y Tecpan de Galeana se han sacrificado por lo menos seis jaguares.

Otros 14 perecieron en los últimos cuatro o cinco años por problemas de depredación de ganado, precisó.

Ruiz añadió que existe un seguro ganadero con el cual pueden recuperar parte de la pérdida económica: los dueños reciben un pago por el animal muerto a cambio del jaguar, puma u otro felino.