Es indispensable frenar la usurpación de profesiones en el campo médico y evitar que charlatanes sorprendan a la población, poniendo en riesgo su salud o dejando serias secuelas al paciente. Los médicos estéticos no son cirujanos plásticos.

En ese sentido, la diputada Estela Cortés Meléndez trabaja en una iniciativa de adición al Artículo 163 del Código Penal del Estado, para castigar con más severidad la mala práctica médica.

Propone que, cuando el inculpado cometa usurpación de profesiones realizando actos propios de la profesión médica, le serán aplicables de uno a seis años de prisión, de 50 a 300 UMAs de multa, así como el pago total de la reparación de los daños y perjuicios ocasionados.

También cometerá usurpación de profesiones, el médico que practique un procedimiento médico quirúrgico de especialidad, y no cuente con los requisitos establecidos en la Ley General de Salud; a quien cometa esta conducta le serán aplicables, además de las sanciones previstas en el párrafo anterior, de uno a tres años de inhabilitación para ejercer la profesión médica.

“Lamentablemente ha proliferado el ofrecimiento de servicios por parte de médicos, que no cumplen los requisitos de ley”.

Asimismo, la cirugía plástica, estética y reconstructiva relacionada con cambiar o corregir el contorno o forma de diferentes zonas o regiones de la cara y del cuerpo, deberá efectuarse en establecimientos o unidades médicos con licencia sanitaria vigente, atendidos por profesionales de la salud especializados en dichas materias.

Como esta problemática ha prevalecido incluso en nuestro estado, el Colegio de Cirujanos Plásticos de Aguascalientes, ha referido la necesidad de que las autoridades clarifiquen la diferencia entre los médicos que han cursado una maestría para alcanzar un simple grado académico, y los médicos que cuentan con un certificado expedido por el consejo de la especialidad respectivo, que acredita su capacidad y experiencia en la práctica de los procedimientos y técnicas propias de su ramo.

La legisladora reiteró que con sanciones más severas habrá de desalentarse la usurpación de profesiones, el que los médicos estéticos ya no realicen procedimientos para los que no están capacitados y no invadan el campo de los cirujanos plásticos, estéticos y reconstructivos.

¡Participa con tu opinión!