Grupo Reforma
Agencia Reforma

Cd. de México.-La Fiscalía General de la República (FGR) pidió la ayuda de la Organización Internacional de Policía Criminal (Interpol) para dar con el paradero del ex líder del sindicato petrolero Carlos Romero Deschamps, quien la semana pasada renunció al cargo en medio de investigaciones en su contra por corrupción.

La solicitud de colaboración fue revelada a la agencia Reuters por una fuente del Gobierno federal.

A mediados de octubre, Romero Deschamps abandonó la dirigencia del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM), un cargo que ocupó desde 1993.

Fuentes oficiales han señalado que el ex líder del gremio habría salido del País.

«La Fiscalía pidió la intervención de Interpol», aseguró el funcionario que solicitó el anonimato por no estar autorizado a declarar y quien no confirmó que Romero haya abandonado el país.

«Puede estar aquí, pero no está localizable», dijo.

En el sitio web de la Interpol no aparece por el momento Romero Deschamps como buscado.

Sobre Romero, de 76 años de edad, pesan al menos dos denuncias por lavado de dinero y enriquecimiento ilícito.

Por años, el ex diputado y ex senador del PRI ha sido señalado de presunta corrupción y de usar los fondos del sindicato para enriquecerse. Sin embargo, nunca fue acusado formalmente.

REFORMA publicó que un juez federal negó al ex líder del STPRM la suspensión definitiva contra el bloqueo de sus cuentas bancarias, hecho que asegura en su demanda sucedió dos días antes de que renunciara.

Francisco Gorka Migoni Goslinga, Juez Décimo de Distrito en Materia Administrativa en esta capital, negó suspender indefinidamente la medida precautoria solicitada por el ex dirigente, aunque no se detallan los motivos, según la lista de acuerdos del órgano judicial.

El impartidor de justicia desde el 18 de octubre ya le había negado al ex líder la suspensión provisional de la medida precautoria, una resolución de la que tampoco se conocen los argumentos y detalles.