Por FRANCISCO VARGAS M.

Buena estampa tiene el encierro de la ganadería de Pozo Hondo, que será pasaportado este próximo sábado por Francisco Martínez y el aguascalentense Héctor Gutiérrez, en lo que es el quinto festejo de la XXVII Temporada Chica, y del certamen “Soñadores de Gloria” de la Plaza Arroyo.
Los novillos de Pozo Hondo, dehesa zacatecana que se ubica en el rancho “Santa Ana”, enclavado en el municipio de Saín Alto, divisa color verde y azul rey, propiedad de don Ramiro Alatorre Córdoba y doña Ana María Rivero Llaguno, tienen las siguientes características:
El número 12, castaño, ojalado y rebarbo, calcetero y jarretero; marcado con el número 19, cárdeno oscuro, bragado, nevado, salpicado, axilado y lucero; herrado con el número 31, cárdeno oscuro, bragado y axilado; y el número 39 es negro entrepelado, meano y axilado.
Por sus hechuras, los novillos prometen que serán estupendos colaboradores para que los jóvenes espadas estructuren faenas, que confirmarán que: “La grandeza del toreo es la bella creación del arte, en donde se pone en juego la existencia de la vida sobre la muerte”. ([email protected])