Durante la tarde del sábado se registró un enfrentamiento a balazos entre sicarios y policías preventivos de Teocaltiche, Jalisco, que dejó un saldo preliminar de dos delincuentes muertos y dos lesionados, así como dos oficiales heridos por impacto de bala.
Lo anterior provocó una intensa movilización policiaca y de militares en territorio jalisciense, que se extendió hasta los estados de Aguascalientes y Zacatecas.
De inmediato se procedió a reforzar la vigilancia en Aguascalientes con el operativo “Escudo” y operativo “Frontera”, a fin de evitar que sicarios pretendan ingresar a territorio estatal.
Fue cerca de las 17:55 horas del sábado cuando un comando armado se topó con policías preventivos de Teocaltiche, por lo que se inició una impresionante balacera.
Los sicarios que viajaban en una camioneta Suburban, color verde y una camioneta tipo van, color blanco, atacaron a balazos con rifles de asalto a los oficiales.
La patrulla T-14 de la Policía Preventiva del municipio de Teocaltiche, Jalisco recibió varios impactos de bala en el parabrisas y cofre, resultando heridos los dos oficiales que la tripulaban.
Lo anterior derivó en un enfrentamiento a balazos entre civiles y policías preventivos.
Los agresores optaron por escapar, por lo que los oficiales de Seguridad Pública Municipal de Teocaltiche solicitaron apoyo a otras corporaciones policiacas.
En el operativo de búsqueda de los agresores participaron policías preventivos de Encarnación de Díaz y Lagos de Moreno, Jalisco, además de agentes de la Fuerza Única Regional y de la Fiscalía General de Jalisco.
Aparentemente, la persecución de los sicarios se extendió hasta el municipio de Nochistlán, Zacatecas.
En Aguascalientes de inmediato se procedió a reforzar la vigilancia tanto en la frontera sur como en la oriente con el estado de Jalisco, para lo cual se implementaron operativos por parte de policías estatales y policías preventivos municipales, con apoyo de personal del Ejército Mexicano adscritos a la XIV Zona Militar.
Los policías estatales, agentes de la SSPM y militares reforzaron la vigilancia tanto en la frontera sur y oriente de Aguascalientes con el estado de Jalisco.
Los policías estatales Se colocaron puntos de revisión en la carretera federal No. 70 Oriente, en la carretera federal No. 71 que conduce a Villa Hidalgo, Jalisco en su entronque con el Libramiento a Calvillo; así como en la carretera federal No. 45 Sur.
Mientras que los grupos de las Fuerzas Especiales de la Policía Preventiva de Aguascalientes se instalaron en la carretera federal 71 y entronque con la carretera federal No. 70 Poniente, a la altura del CERESO para Varones Aguascalientes.
Mientras que los agentes del Grupo de Operaciones Especiales (GOES) se apostó en la carretera estatal 36 que conduce al Bajío de San José, Jalisco.
Asimismo, policías preventivos de los destacamentos “Morelos”, “Insurgentes”, “Terán Norte”, “Terán Sur” y “Pocitos”, así como de la Policía Montada, reforzaron la vigilancia con patrullajes en los diferentes caminos de terracería y brechas, donde se colocaron cercos de seguridad a fin de evitar que los sicarios pudieran utilizar para ingresar a Aguascalientes.
Tras la solicitud de apoyo por parte de la SSPM, la XIV Zona Militar de inmediato movilizó a sus efectivos para apoyar en las labores de vigilancia.

¡Participa con tu opinión!