Bienvenida a la juventud

Quince años de feliz existencia son los que recientemente celebró Andrea Araceli Mejía Jiménez, motivo por el cual manifestó su gratitud al Creador.
La misa de acción de gracias se efectuó en el templo San Antonio de Padua donde destacó la presencia de los señores Andrei Obed Mejía Mercado y Karla Jiménez Landín, sus papás, quienes se mostraron sumamente orgullosos al ver cómo su hija daba ese importante paso de niña a mujer.
Después de finalizada la ceremonia, la familia Mejía Jiménez ofreció elegante recepción en honor a la quinceañera, la cual tuvo lugar en el salón Villa Constanza, donde la jovencita convivió con sus allegados, en medio de una velada excepcional.

¡Participa con tu opinión!