El comercio establecido en el Centro Histórico de Aguascalientes demandó que sea frenado el otorgamiento de permisos para ambulantes y semifijos en el primer cuadro de la ciudad que, una vez más, amenazan la estabilidad y economía de los negocios, señaló el presidente de la Canaco, Rubén Ángel Berumen de la Cerda.

Asimismo, se pronunció por el retiro inmediato de algunos vendedores, prácticamente de mercancía “pirata” todos, que ya empezaron a ofrecer productos en las inmediaciones de la Plaza Soberana Convención, un sitio supuestamente libre de ese tipo de actividades.

Respecto de este punto específico, recordó que la administración anterior emitió un Decreto que en la fracción III del Artículo 4°, marcó la obligada abstención de otorgar permisos o licencias a comerciantes fijos o semifijos, ambulatorios o móviles, como una de las medidas tendientes a la protección y conservación del polígono.

Lamentó que dicho Decreto no esté siendo respetado y en cambio se deje al margen para dar paso al desfile de una serie de “vendedores de todo”, que como cada año vuelven a pulular en la plaza.

Berumen de la Cerda señaló que otro de los puntos que empieza a ser casi intransitable para los peatones y de franca desventaja para el comercio organizado, es la calle Juárez. Finalmente, censuró que la autoridad nuevamente dé paso al ambulantaje y a la competencia desleal en un afán recaudatorio que afecta severamente a los comerciantes que cumplen con todas las de la ley durante el año, pero que en temporada de derrama económica especial como es la decembrina, se ven afectados a las puertas de sus negocios.