José de Jesús López de Lara

De un balazo en la cabeza resultó herido un desconocido, en el interior de un rancho ubicado en el poblado de Loretito, perteneciente al municipio de San Francisco de los Romo.
El vigilante del lugar, quien fue la persona que le disparó con una pistola tipo revólver, argumentó que al lesionado lo sorprendió cuando intentaba robarse unos gallos de pelea.
Lo anterior ya está siendo investigado por agentes del Grupo Homicidios de la Policía Ministerial del Estado.
Los sangrientos hechos quedaron al descubierto el lunes a las 06:29 de la mañana, cuando se reportó al 911 que en el interior del rancho “La Ladera”, que se ubica en el poblado de Loretito, en el municipio de San Francisco de los Romo, se encontraba una persona herida de un balazo en la cabeza.
De inmediato se trasladaron hasta ese lugar varios policías preventivos de San Francisco de los Romo y policías estatales, quienes encontraron tirado boca-arriba entre unos pastizales, a un sujeto desconocido que presentaba un balazo en la cabeza y con expulsión de masa encefálica.
Instantes después llegó una ambulancia del ISSEA, cuyos paramédicos confirmaron que la víctima aún se encontraba viva pero agonizante, por lo que una vez que lo estabilizaron, lo trasladaron de urgencia a recibir atención médica a un hospital de la ciudad.
Mientras tanto, en el lugar de los hechos fue detenido por policías preventivos de San Francisco el vigilante del rancho, identificado como Carlos, de 40 años, a quien le aseguraron una pistola tipo revólver calibre 22.
De acuerdo a la versión del vigilante, en los últimos días se había registrado el robo de varios gallos de pelea que se encuentran en el rancho.
Indicó que el lunes por la madrugada, escuchó ruidos en el área donde se localizan dichos animales, por lo que al presumir que se habían metido otra vez a robar, sacó una pistola tipo revólver.
Hizo mención que a la distancia observó la silueta de una sombra, por lo que realizó un disparo y casi enseguida escuchó un grito, por lo que al dirigirse hacia ese lugar observó a un sujeto desconocido al que había logrado herir en la cabeza.
De los anteriores hechos ya iniciaron las investigaciones correspondientes los agentes del Grupo Homicidios de la PME, mientras que el agente del Ministerio Público de Hospitales integró una carpeta de investigación.
La pistola asegurada quedó bajo custodia de personal de Servicios Periciales, a fin de realizar los estudios de balística correspondientes.
Más tarde, agentes de la Fiscalía General del Estado lograron identificar al hombre herido como José Patricio “N”.