Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- El error de un empleado de una sucursal de Walmart en Toreo, Estado de México, convirtió la venta de pantallas en una ganga.
Por una coma mal colocada, pantallas de la marca Sharp que se pretendía fueran vendidas en 10 mil 999 pesos pasaron a valer mil 99, confirmó la empresa a REFORMA.
Los equipos rematados por error son Smart TVs de 55 pulgadas con resolución Ultra HD 4K.
De acuerdo con clientes, el error comenzó con un lote de 30 piezas que después creció a 200 unidades ante el reclamo de los consumidores y luego de que la tienda accedió a reconocer su error y respetar el precio.