En el aeropuerto internacional de Cancún, Quintana Roo, fue asegurado por elementos de la Policía Federal un paquete conteniendo 2.5 kilogramos de heroína, que procedía de la ciudad de Aguascalientes.
Lo anterior ya es investigado por agentes federales de la Agencia de Investigación Criminal (AIC) adscritos a la Delegación Estatal “Aguascalientes” de la PGR.
Con apoyo de un binomio canino, los policías federales detectaron una caja de cartón café que contenía aparentemente pantuflas.
Sin embargo, los perros adiestrados mostraron una actitud sospechosa ante dicho paquete, por lo que se procedió a revisarlo.
Fue así que se descubrió que además de las pantuflas, también llevaba un envase metálico que contenía una pasta negra con las características propias de la heroína.
Este decomiso se realizó en una de las empresas de paquetería que se ubican en el área de carga y descarga del aeropuerto internacional de Cancún, Quintana Roo.
Asimismo, se descubrió que dicho paquete tenía como destino final en Tulum, Quintana Roo y procedía de la ciudad de Aguascalientes.
Aunque las investigaciones quedaron a cargo del agente del Ministerio Público de la Federación adscrito a la Delegación Estatal “Quintana Roo” de la PGR, se pidió apoyo a la dependencia en Aguascalientes para investigar el origen de la droga.