Con la serie empatada 1-1, los Medias Rojas buscarán tomar revancha del primer partido y tratarán de lograr una victoria en la ciudad de Houston para así poner la serie a su favor, ya que hasta el momento los favoritos a ganar la final de conferencia son los Astros de Houston.
Como cada año, las noches mágicas de octubre tienen como evento estelar las finales de las Ligas Mayores en el beisbol americano, y con dos finales de conferencia bastante apretadas, aún no queda claro el panorama de lo que podría venir en la Serie Mundial.
A pesar de que mucho se espera una nueva final respecto al año pasado, entre Red Sox y Breewers, quienes fueron los máximos ganadores en sus respectivas ligas, también se podría volver a repetir la Serie Mundial del año pasado entre los Dodgers y los Astros.
Hasta el momento los favoritos siguen siendo una incógnita ya que en la Liga Nacional sólo se han disputado tres juegos y la ventaja es de una victoria; mientras que en la Liga Americana, los equipos de Boston y Houston mantienen el empate de 1-1 tras los primeros dos juegos disputados en Massachusetts.
Ahora los Astros quieren aprovechar la localía en los siguientes tres juegos, ya que este martes, miércoles y jueves, los texanos buscarán hacer notar su localía y de una vez por todas ganar su boleto a la Serie Mundial.
Sin embargo, así como Astros obtuvo un triunfo en campo ajeno, los Red Sox quieren aplicar la misma dosis, para así obligar a regresar la serie a Boston independientemente de si Houston gana los siguientes dos duelos.
Esta tarde comenzará el primero de los tres juegos programados en Houston; el día de hoy el duelo por la Liga Americana iniciará a las 4:09 de la tarde en el Minute Maid Park, lugar donde hace un año la gente vio cómo los Astros se coronaban por primera vez en su historia con un título de Ligas Mayores.