El candidato a alcalde de Aguascalientes por Morena, Arturo Ávila Anaya, inició su campaña convocando a su adversaria del PAN, Tere Jiménez, para que lo más pronto posible, suscriban un acuerdo de “no guerra sucia”, y elevar la calidad de la contienda a propuestas de altura en beneficio de Aguascalientes. “Decimos no a la descalificación personal, no a las mentiras y ataques de los dos lados”. Por otro lado, propuso realizar una consulta ciudadana para determinar con claridad si se mantiene el servicio de agua potable como está o se cambia radicalmente la propuesta en donde todos se beneficien y no paguen aquellos a quienes no les alcance. Afirmó que la “cuarta transformación” del presidente Andrés Manuel López Obrador no ha llegado a Aguascalientes, porque el PAN se mantiene atrincherado en la entidad, por lo que incluso denunció una elección de Estado donde hay un movimiento importante de panistas de entidades del Bajío participando en esta elección.