Urgen empresarios a las autoridades estatales, a agilizar el padrón de autos chocolates que están llevando a cabo, con la intención de que se tenga mayor control en ellos. El presidente de la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar), Roberto Díaz Ruiz, dijo que con ello se podrían prevenir muchos delitos.
Entrevistado en torno a la propuesta frenada en el Senado en días pasados, respecto a legalizar la entrada y estancia de los autos extranjeros al país, el líder de los transportistas de carga lamentó tal situación. Sin embargo, recordó que existe confianza para que a nivel local se cumpla con lo anunciado de parte de las autoridades estatales, quienes se comprometieron a crear una base de datos para tenerse un estimado de unidades “chocolate”, la cual de momento aún no ha sido terminada. Al ser unidades que no están obligadas a cumplir con el pago de impuestos como canje de placas y control vehicular, así como verificaciones vehiculares, es más fácil para algunas familias el hacerse de ese tipo de unidades, a sabiendas de que dejarán de pagar gravámenes a los cuales son obligados la mayoría de los ciudadanos.
Reiteró que los autos “chocolate” deber de ser regularizados, pues no es justo para algunos pagar y hacer el esfuerzo por estar en regla y otros no. Además, problema adicional es el daño ambiental, pues hay autos que son altamente contaminantes.