César Martínez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Debido a que en el país nace más de un millón de mexicanos al año en promedio, es necesario un programa nacional de racionalización del crecimiento demográfico, planteó el académico Armando García de León.
De no contener el acelerado aumento de la población, indicó, para el 2020, México podría igualar a Japón en el número de habitantes (126 millones) y ubicarse como la décima nación con más población en el mundo; y para el 2030 alcanzar a Rusia (137 millones).
En conferencia de prensa, explicó que México crece sobre el 1 por ciento del promedio anual, lo que es demasiado rápido si se considera que tiene 120 millones de habitantes.
El académico se dijo preocupado por el alto crecimiento de la población en el Estado de México, Puebla, Chiapas y Nuevo León.
Dichas entidades, junto con Jalisco, Guanajuato, Baja California y Veracruz, añadió, aportaron el año pasado el 53 por ciento del crecimiento poblacional anual.
“Es fundamental detener, en ciertas regiones del país, el acelerado crecimiento poblacional que se vive desde hace varias décadas, si no, por más que crezca el resto de la economía, nunca será suficiente”, señaló.
El investigador del departamento de Geografía Económica del Instituto de Geografía de la UNAM manifestó que ante el “excesivo” crecimiento las medidas socioeconómicas para mejorar la vida de los mexicanos serán insuficientes.
Incluso, estimó que la inseguridad es consecuencia del aumento poblacional.
“El crecimiento demográfico es un problema todavía mayor que el de la delincuencia, o más bien es consecuencia de un alto número de personas que no ven un futuro claro”, opinó.
“Demasiada gente, no hay quien los cuide, quien les ofrezca incentivos para una vida mejor, y de ahí la alta tasa de criminalidad”.

¡Participa con tu opinión!