La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) emitió una serie de recomendaciones a la Asociación Mexicana de Empresas de Nómina, referente a los créditos otorgados por Sociedades Financieras de Objeto Múltiple (Sofom) a trabajadores y pensionados.

Ignacio Villanueva Chávez, subdelegado de la Condusef, informó que han recibido diversas reclamaciones de este sector de la población, y se ha identificado que para ofrecer los créditos, las Sociedades Financieras de Objeto Múltiple contactan a los trabajadores y pensionados por medio de “gestores, promotores o representantes gremiales”.

“El problema es que los gestores o promotores no acreditan de manera fehaciente su relación con la Sociedad Financiera respectiva, lo que ha facilitado que mediante engaños despojen a los trabajadores y pensionados de documentación personal, obteniendo créditos en su nombre”.

Debido a que la recuperación de este tipo de créditos está garantizada con la nómina, las Sofom se abstienen de revisar el historial crediticio de los trabajadores o pensionados en el buró de crédito, situación que genera la posibilidad de que los trabajadores o pensionados obtengan más de un crédito y en muchos casos, que la suma de los descuentos importen casi la totalidad de su salario o pensión.

Asimismo, para garantizar la recuperación del crédito, los trabajadores y pensionados deben suscribir un mandato para que se realicen descuentos periódicos con cargo a su salario o pensión y por su parte, las entidades financieras firman un convenio con la dependencia o entidad de la administración pública federal, estatal o municipal respectiva.

“Los trabajadores y pensionados sólo cuentan con los recibos de pago en los que se reflejan los descuentos realizados por las dependencias y entidades gubernamentales, pero no así con el Contrato de Adhesión y su respectiva carátula, la tabla de amortización, los estados de cuenta, en su caso los comprobantes de operación y demás documentación que las Sofom están obligadas a entregar”.

Por lo anterior, la Condusef emitió recomendaciones de que se proporcione toda la información previa relacionada con la apertura de su crédito y una vez suscrito el mismo, se haga entrega del Contrato de Adhesión. Asimismo, que se establezcan mecanismos de coordinación con las dependencias y entidades públicas, con el propósito de garantizar que quienes les ofrecen los créditos en efecto son gestores o promotores autorizados por la respectiva Sofom.

Finalmente, que para determinar la viabilidad y monto de los créditos, adopten como una buena práctica la consulta al buró de crédito, a fin de analizar la capacidad crediticia de los trabajadores y pensionados, así como evitar el sobreendeudamiento y la insolvencia.