CDMX.- Emily Ratajkowski actualmente está envuelta en la polémica… pero completamente desenvuelta frente a la cámara, donde no tiene miedo de mostrarse al natural.
La belleza de 26 años se quitó toda su ropita para promocionar Inamorata, su nueva línea de trajes de baño, misma que ya enfrenta una acusación de la diseñadora Lisa Marie Fernández por plagio.
De acuerdo con Business of Fashion, Fernández envió una carta a la top model para que deje de promocionar dos de los modelos porque se parecen a los de una colección que sacó hace tres años.
Ratajkowski respondió que su línea de seis piezas está inspirada en la revista de Sports Illustrated de los años 70 y 80.
La bella británica todavía no enfrenta consecuencias legales por esta acusación, pero seguramente ninguno de los caballeros la quiere ver en problemas.
Pero si los negocios no son el fuerte de Ratajkowski, modelar ropa definitivamente sí lo es, pues la mujerona sólo tiene que publicar una fotografía en bikini para que sus más de 15.7 millones de seguidores en Instagram se queden con la boca abierta.
Ya sea con ropa deportiva, topless o enfundada en un atrevido vestido que muestra sus mejores curvas, Emily siempre demuestra que no tiene que esforzarse demasiado para provocar la admiración de miles de mujeres… y los suspiros de los hombres. (Staff/Agencia Reforma)

¡Participa con tu opinión!