Claudia Guerrero
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-El Presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que quienes impulsaron la creación de los órganos autónomos pretenden mantener un «gobierno paralelo», que beneficie a las minorías que concentran el poder económico en el país.
Aseguró que la existencia y operación de esos órganos reguladores representan un gasto millonario, sin que ello derive en alguna mejora para los ciudadanos.
Aunque descartó la posibilidad de presentar una reforma constitucional para eliminarlos, se regocijó de que buena parte de sus integrantes estén por dejar los cargos, para poder sustituirlos con otros perfiles.
«No, no, no. Son muy leguleyos los impulsores del Gobierno paralelo de esta constelación de órganos autónomos que crearon en el periodo neoliberal para favorecer a las minorías y para simular», dijo.
«No tengo pensando nada. Afortunadamente se les están venciendo los plazos. Pero no nos vamos a meter a hacer reformas constitucionales para quitarlos. Nada más con que ya no puedan hacer negocios».
López Obrador adelantó que, desde el Poder Ejecutivo, vigilará las acciones y decisiones que se tomen en dichos órganos, para evitar futuros casos de corrupción, contratos, permisos y concesiones irregulares.
«Estar pendientes para que ya no puedan hacer negocios, con tenerlos vigilados, porque son muy corruptos, para que no den contratos, permisos, concesiones a quienes construyen gasoductos, a quienes van a perforar pozos, a quienes ponen plantas para generar energía eléctrica para que no protejan monopolios.
«Porque les dieron tantas facultades que están por encima del Poder Legislativo en algunos casos, y es inapelable lo que deciden; pero afortunadamente se les están venciendo los plazos», celebró.

CONTRA EL INAI
Por otro lado, López Obrador insistió ayer en que el Instituto Nacional de Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI) mantuvo en la opacidad la información sobre las indagatorias del caso Odebrecht.
«La oficina de transparencia el Instituto de Transparencia negó la apertura del caso de Odebrecht en mucho tiempo, se abrió sobre todo luego de la elección del 1 de julio porque nosotros lo veníamos denunciando», dijo.
El mandatario presentó seis resoluciones negativas del INAI sobre el caso Odebrecht, de julio a noviembre de 2017, e insistió en su llamado a que la que la Fiscalía General de la República dé a conocer y transparente la información.
Según el tabasqueño, ya se alista el decreto para la apertura de expedientes de la antigua Policía Federal y del Cisen, aunque primero tienen que afinar las reservas de información para proteger los datos personales y no afectar a terceros, menores o familiares de los involucrados.