Evlyn Cervantes
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO 9-Ago.- Tras el desalojo de 31 pacientes y de personal del hospital “Dr. Patricio Trueba de Regil” de Campeche, a causa de una inundación por el ahora huracán “Franklin”, el ISSSTE activó protocolos en siete estados.
En tanto, en la clínica afectada inició un estudio físico-químico para determinar el grado de contaminación del hospital.
El Instituto informó que aplicó estrategias preventivas en ocho hospitales de Veracruz y Puebla, mientras que en San Luis Potosí, Hidalgo, Tabasco, Oaxaca y Chiapas se mantiene en alerta.
“El ISSSTE inició con los protocolos indicados como la verificación de operación efectiva de plantas de emergencias y sistemas de propulsión de red de hidrantes; reabastecimiento de materiales primarios para dar cobertura de operación en caso de requerirlo, con soporte para 72 horas posteriores a una posible afectación, entre los que se encuentran alimento y medicamento”, indicó.
Daniel Ricardo Chi, subdelegado médico del ISSSTE, en la entidad, informó en entrevista telefónica que se realizan labores de sanidad luego de que el agua alcanzara un metro de altura.
Como parte de las labores de saneamiento, dijo, se evaluará el nivel de contaminación que existe en la cisterna que abastece al nosocomio, la cocina, la lavandería y las áreas aledañas a la sala de quirófano. También se trabaja en el desazolve y la limpieza.
“Ya no hay agua al interior de la clínica, se está procediendo a la limpieza y al lavado de ciertas áreas, quitando palos, el lodo que trajo el deslave”, explicó.
Desde el momento en que se evacuó al último paciente, expuso, el hospital quedó vigilado por personal administrativo y de seguridad para resguardar el equipo médico y el almacén de fármacos.
El especialista indicó los derechohabientes del ISSSTE que requieren consulta externa son atendidos en un un consultorio provisional habilitado en el hospital del IMSS, “Dr. Abraham Azar”.