Horas después de sufrir una caída de una escalera metálica, una ancianita murió de un paro cardiaco en el interior de su domicilio ubicado en el fraccionamiento Circunvalación Norte.
La ahora occisa fue identificada como Enedina, quien contaba con 73 años.
Los hechos se registraron el pasado lunes a las 22:37 horas, cuando se reportó a los servicios de emergencia que se requería una ambulancia en un domicilio ubicado en la calle Eucalipto, en el fraccionamiento Circunvalación Norte, ya que se encontraba inconsciente una mujer tras haber sufrido una caída.
Hasta ese lugar arribó la unidad 0108-B1 de la Policía Preventiva del Destacamento “Pocitos”, así como la ambulancia ECO-339 del ISSEA, cuyos paramédicos se percataron que la mujer ya se encontraba muerta.
Debido a que inicialmente se presumió que la ancianita había fallecido de una caída, se solicitó la presencia del agente del Ministerio Público de Hospitales, personal de la Dirección de Servicios Periciales y de agentes del Grupo Homicidios de la PME.
Al inicio de las investigaciones, una joven de nombre Laura Leticia, de 26 años, quien dijo ser la nieta de la señora Enedina, narró que aproximadamente a las 19:40 horas de ese mismo lunes, su abuelita se cayó de una escalera metálica, de aproximadamente 3 metros de altura.
Agregó que de inmediato ayudó a levantarse a su abuelita y al notar que aparentemente no presentaba ningún golpe fuerte, decidió llevarla a su recámara donde la recostó en su cama para que descansara.
Hizo mención que mientras tanto ella continuó realizando sus labores domésticas y que a las 22:30 horas, antes de irse a dormir, decidió ir a ver a su abuelita para ver cómo se encontraba, percatándose en ese momento que estaba inconsciente y no reaccionaba, por lo que decidió llamar a los servicios de emergencia.
Cabe destacar que el médico particular de la familia certificó que la muerte de la señora Enedina fue por un infarto agudo al miocardio.

¡Participa con tu opinión!