Jessika Becerra
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-Sólo 30 por ciento de los trabajadores que tienen cuenta en alguna de las 10 Administradoras de Fondos de Retiro (Afore) que hay en el País, podrán obtener una pensión, estimó Bernardo González, presidente de la Asociación Mexicana de Afores (Amafore).

Lo anterior, debido a que los trabajadores presentan dificultades para cumplir con las mil 250 semanas de cotización requeridas por ley para obtener una pensión, porque permanecen poco tiempo en la formalidad.

«Con las mil 250 semanas de cotización, la perspectiva es que sólo 30 por ciento de los trabajadores puedan acceder a una pensión, ya sea la mínima garantizada, o una mayor, por lo que decimos, ¿por qué no se disminuye el requisito y se permite que las personas se puedan retirar con una pensión, incluso la mínima garantizada, y darle la posibilidad de comprar semanas de cotización con ahorro voluntario?», planteó el también ex presidente de la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (Consar).

El directivo explicó en una conferencia sobre avances y retos del Sistema de Ahorro para el Retiro (SAR) que los trabajadores que cotizan ante el IMSS tienen el beneficios de obtener una pensión a través de un mecanismo que se llama Modalidad 40.

Mediante ella, los trabajadores pueden dejar de trabajar antes de cumplir 65 años de edad, sin haber cotizado las mil 250 semanas obligatorias, y comprar con su propio ahorro voluntario las semanas que les faltan.

González explicó que la mayoría de los trabajadores no podrán cumplir con las mil 250 semanas de cotización porque muchos entran y salen del mercado laboral formal.

«Normalmente mucha gente entra y sale de la formalidad, por lo tanto no logramos acumular las semanas de cotización», comentó.

«Lo que estamos proponiendo en una posible reforma (al sistema de pensiones) es que los trabajadores puedan acceder a la pensión mínima garantizada con menos semanas de cotización, es decir, que desde 750 semanas de cotización, que son aproximadamente 12 años, ya puedas tener acceso a la pensión mínima garantizada, no al 100 por ciento, pero si quizá a un 80 por ciento», destacó.

«Si no le alcanza el tiempo (al trabajador) por lo menos que pueda ahorrar más y comprar esas semanas», agregó.

Cuestionado sobre si existe un texto para iniciar la discusión de la reforma al sistema de pensiones, la cual el Presidente Andrés Manuel López Obrador pidió que se realizara a la mitad del sexenio, Bernardo González respondió que existen varios proyectos ya redactados por parte de distintos organismos especializados en pensiones y que la Amafore está dispuesta a sumarse a ellos.

«Estamos listos para participar en cualquier proyecto que nos inviten», dijo.

A su vez, urgió que se realice la reforma para evitar que, como sucede en Chile, haya manifestaciones sociales y descontento cuando comience a pensionarse la generación Afore, es decir, aquellos que trabajadores que sólo cotizaron al nuevo sistema de pensiones creado en 1997.

Son 41 mil trabajadores los que sólo cotizaron al SAR y no al antiguo régimen de reparto y que conformarán la primera generación que se pensione con Afore.

Esta generación cumplirá 65 años en el año 2021, pero sólo 12 mil 300 de ellos lograrán obtener una pensión, porque cotizaron las mil 250 semanas de cotización requeridas por ley.

Por otra parte, González explicó que elevar de forma gradual la aportación obligatoria a la cuenta del SAR debe considerarse en la reforma.

La intención es elevarla del 6.5 por ciento del salario base del trabajador a 15 por ciento.