Rolando Herrera
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO 15-Sep.-Miles de personas procedentes de estados vecinos a las Ciudad de México fueron movilizadas para escuchar el Grito de Independencia que dio el Presidente Enrique Peña en el Zócalo capitalino.
De acuerdo con estimaciones de agentes de la Policía de la Ciudad de México fueron alrededor de 8 mil personas las que llegaron procedentes del Estado de México, Hidalgo, Puebla, Tlaxcala, Morelos y Querétaro.
Todas estas personas, que portaban brazaletes y distintivos adhesivos en el pecho, ingresaron por la parte norte de la plancha y fueron colocadas en la primera franja bajo el balcón principal de Palacio Nacional.
El ingreso de estas personas, la mayoría de ellas adultos, pero también algunos niños, se hizo con el conocimiento del Estado Mayor, que los sometió a una revisión física y de escaneo a través de arcos detectores de metales y máquinas de rayos X.
“Venimos de Tlaxcala, somos de un programa social, por eso nos invitaron. Salimos como a las 12 y venimos llegando ahorita, que son la cinco, porque el autobús chocó”, dijo Tiburcia Domínguez, una mujer de 78 años que dijo estar empadronada en el programa de adultos mayores.
Los “invitados”, quienes portaban un brazalete de color rojo y un distintivo en el pecho con un número y la leyenda “207 Aniversario de la Independencia”, empezaron a llegar a las 15:00 horas a las inmediaciones del Centro Histórico.
“Nosotros venimos de Tlalnepantla. La empresa nos dijo que estuviéramos desde las 12:00 horas en el centro de convenciones, donde recogimos a la gente, la trajimos aquí y la vamos a esperar hasta que concluya el Grito para regresarla al mismo lugar”, dijo un chofer de autotransporte Lupus.
De distintos municipios del Estado de México, indicó el operador, salieron a mediodía decenas de autobuses y microbuses hacia el Zócalo.
“No sé quién pagó, pero a todos los que vinieron les entregaron un paquete con un sándwich, una manzana, un chocolate y un jugo”, detalló, mientras mostraba una cajita plástica que tenía el logotipo de Rico Mac Taco.
Algunos de los asistentes indicaron que sus líderes vecinales, algunos vinculados el PRI, los invitaron al Grito.
“Nos dijeron que así como ellos nos apoyaban para que nos llegaran las despensas, ahora nosotros los apoyáramos viniendo. Yo quise venir y por eso estoy aquí”, dijo María Domínguez, de Ciudad Sahagún, Hidalgo.