La conducción de la seguridad y la justicia en los estados del país sigue en manos casi exclusivamente de hombres.
De las 32 entidades del país, sólo dos tienen a Procuradoras o Fiscales y apenas una cuenta con Jefa de Policía.
Es decir, que las mujeres son titulares de sólo el 4.6 por ciento de las Procuradurías y Secretarías de Seguridad Pública estatales, o sus equivalentes.
Las dos encargadas estatales de la procuración de justicia son la Fiscal de Durango, Ruth Medina Alemán, y la Procuradora de Baja California, Perla Socorro Ibarra Leyva.
En tanto, la única responsable mujer de seguridad estatal es Maribel Cervantes Guerrero, en el Estado de México.
“Es una mala noticia, es una desalentadora cifra porque yo esperaría que fuéramos más, todas esperaríamos que tuviéramos más espacios en el tema de seguridad”, dijo Cervantes a Grupo REFORMA.
“No son (puestos) sólo para hombres, aunque los han tenido acaparados históricamente. Hay mucho talento, hay muchas mujeres preparadas y solamente es que se abran esos espacios”.
La Fiscal Medina Alemán es Licenciada en Derecho por la Universidad Juárez de Durango y tiene Maestría en Ciencias Humanas por la Universidad Autónoma de la Laguna.
Fue delegada de la Procuraduría Agraria en Chihuahua y Baja California, agente del Ministerio Público y Directora de Averiguaciones Previas, entre otros cargos.
En tanto, la Procuradora Ibarra Leyva es Licenciada en Derecho por la Universidad Autónoma de Guadalajara y Maestra en Ciencias Jurídicas por la Universidad Autónoma de Baja California.
Antes de ser Procuradora, fue secretaria de acuerdos en un juzgado civil, agente del Ministerio Público del fuero común, juez penal, primera subprocuradora y magistrada.
Cervantes Guerrero, titular de la Secretaría de Seguridad del Edomex, tiene Maestría en Administración Militar por la Universidad del Ejército y Fuerza Aérea.
Es especialista en análisis operativo de la criminalidad, inteligencia, planeación estratégica, terrorismo, así como técnicas de investigación y policiales.
En 2012, durante el último año de la Administración de Felipe Calderón, Cervantes Guerrero fue Comisionada General de la Policía Federal, donde también dirigió la División Científica.
Clara Jusidman, presidenta de Incide social, afirmó que el bajo número de mujeres en dichos espacios refleja que la igualdad de género no ha permeado en las estructuras de Gobierno.
“A la hora de las designaciones siguen teniendo estereotipos presentes, entonces, a las mujeres se les asignan las posiciones suaves, digamos, de los gabinetes, como secretarías de Turismo, de Desarrollo Social, y lo que se consideran como posiciones duras, siempre van hacia los hombres”, criticó.
“Hay mujeres con una gran sabiduría y experiencia en materia de seguridad, hay expertas en temas de Policía, por ejemplo, entonces tendrían que abrirse las oportunidades”, señaló.

¡Participa con tu opinión!