Un abogado fue detenido por agentes de la Fiscalía General del Estado en cumplimiento a una orden de aprehensión girada en su contra por el Juzgado Sexto Penal, por el delito de responsabilidad técnica y profesional.
Fue identificado como Diego, quien ya se encuentra recluido en el Cereso para Varones “Aguascalientes”, tras ser detenido por agentes del Grupo de Mandamientos Judiciales de la Policía Ministerial del Estado.
Fue denunciado por el chofer de una empresa, quien lo contrató para que le promoviera una demanda laboral en el mes de julio del 2010, debido a que consideraba que había sido despedido injustificadamente.
Durante el desarrollo del juicio laboral, el abogado le manifestó a su representado que ya había salido el fallo a su denuncia y que solamente esperaba que su ex patrón depositara la cantidad de 21 mil pesos que había acordado pagar.
Sin embargo, ante la tardanza, el mismo afectado decidió investigar por su cuenta y descubrió que el abogado había desistido de la acción de la demanda que se había interpuesto, por lo que al ir a reclamarle, Diego argumentó que debido a que el juicio laboral iba a durar mucho tiempo, optó por llegar a un arreglo con su ex patrón. Posteriormente, descubrió que el abogado se había quedado con el dinero que iba a recibir por la demanda.